ÚLTIMAS TENDENCIAS EN DECORACIÓN DE SALONES

24 Abr ÚLTIMAS TENDENCIAS EN DECORACIÓN DE SALONES

¿Ser fiel a tu estilo o adaptarse a la tendencia? No está reñido. Las tendencias en salones este 2019 apuestan por lo artesanal, las piezas naturales, el terciopelo, las curvas, el cobre, el dorado y los tonos blush, además de las plantas. El salón es una de las estancias de la vivienda en las que más tiempo se suele pasar, por ello, tendemos a la comodidad y es importante crear un espacio en el que sientas tu hogar como propio.

Comodidad, tendencia y estilo pueden ir de la mano combinando elementos: muebles, complementos, revestimiento de paredes, material del suelo… jugar con los matices dotará de personalidad a tu salón y hará de él tu rincón favorito, sin dejar de lado la funcionalidad.

TENDENCIAS DESTACADAS

  • Cobre, remates y complementos dorados. El acabado en metales y el dorado mezclado con negro se postulan como la apuesta firma de 2019. Se ha visto en griferías para baños, pero llega a las salas de estar y salones para los tiradores, pomos, lámparas, marcos y detalles. Siempre con una pátina más actual que marcan estilo y elegancia.
  • Lo artesano y tradicional: En todos los ámbitos vuelve la artesanía con fuerza, y en la decoración se está abriendo el hueco que siempre tuvo, pero con más fuerza aún. Desde el mobiliario hasta lo textil, el handmade está de moda y muy valorado. Además, el uso de materiales sostenibles se imponen tanto en piezas textiles como en otros elementos: papel de fibra de arroz, fibras naturales o cerámica. Así, las mesas de madera sin acabados perfectos, alfombras de tejidos naturales o mobiliario de mimbre inspirado en los 70 se suman a las tendencias deco de 2019. Con ello, vuelven las vajillas de antaño, los artículos como jarrones de cristal tintado.
  • Terciopelo: los tejidos naturales ganan por goleada, pero el velvet ha vuelto para quedarse también en 2019. Ya hubo un atisbo en 2018 y es ahora cuando cobra fuerza en forma de elegancia moderna. Atrás queda el toque retro; ahora retoma el símbolo de sofisticación más puro, en tapicerías de colores sólidos en contraste con tonos neutros en un salón. Se lleva combinar, en mobiliario por ejemplo, tapicería velvet con las patas y acabados de mesas y sillas en cobre.
  • Tonos blush: la hegemonía del blanco pierde algo de fuerza y llega el rosa, los tonos llamados blush, tonos maquillaje. Tiende a combinarse con gris y en diversos matices, crean una imagen muy actual. No son muchos los que se atreven, pero sin duda, el efecto es muy innovador. El millenial pink es el color de moda, pero siguen teniendo su papel relevante los colores fuertes para las zonas como el salón: paredes verdes o azules, se llevan.
  • Terrazo: Este material que tantas casas ocupó en otras épocas, vuelve a ser protagonista y la esencia de todo tipo de estancia, incluso en las paredes. Sus mil combinaciones y versiones, combinadas con mobiliario muy natural, hacen de esta una tendencia atrevida pero apuesta segura.
  • Plantas: Nunca pasan de moda y siempre dan un toque a una estancia como el salón, además de aportar salud. Son una nota de color, limpian el aire, atenúan ruidos y dan vida a espacios muertos. Ficus elástica junto al sofá, sedum en la cómoda, hiedra para filtrar humedad… no necesitan muchos cuidados. No tienes por qué llenar de flores tu salón, con plantas en un rincón luminoso darás tanto o más color como si las tuvieran.

La conclusión de las tendencias de 2019 se resume en la vuelta a lo natural, a ser conscientes de los materiales usados y lo sostenible y obtenido de forma social y medioambientalmente responsable. Todo el proceso se busca sostenible.

En Trazo nos encargamos de orientarte durante el proyecto, la construcción y la decoración final, para que tu salón sea el lugar que siempre has deseado disfrutar al llegar a casa, un espacio hogareño y moderno, a tu gusto y dentro de tus posibilidades.